Estufas de pellers, ¿Qué son y cómo funcionan?

En este artículo queremos presentaros una forma no tan conocida (aunque se está convirtiendo en tendencia) de calefacción, que lleva años empleándose en refugios de alta montaña y lugares realmente fríos, la estufa de pellets.

¿Qué es una estufa de pellets?

Es un aparato eléctrico que se encarga de quemar de forma progresiva y continua los pellets para que ardan y generen calor, sus potencias suelen oscilar entre los 4 y los 7 Kwh para los modelos más básicos, pero pueden llegar a producir una enorme cantidad de calor.

Si, has leído bien, pese a que queman pellets, estos quemadores necesitan estar conectados a la corriente para poder proporcionar el encendido de los mismos, así como luego mantener el flujo de aire para la calefacción y la combustión.

¿Qué es un pellet?

Generalmente fabricados de madera, son pequeñas piezas con forma cilíndrica y prensadas de madera, suelen tener un tamaño estándar es madera natural y suelen tener unos 2 centímetros de longitud.

Su densidad energética en 2Kg es similar a la contenida en 1 litro de gasoil, teniendo en cuenta que un saco de 15Kg podemos obtenerlo por algo menos de 3.5€ podemos calcular que esta estufa resulta más rentable que una caldera o quemador de gasóleo.

Ventajas de la estufa de pellets

Aunque no lo parezca (ya que quemamos madera) tiene una huella de carbono «nula», ya que proviene de madera natural que ya ha crecido y consumido al menos la misma cantidad de carbono que liberaremos al quemarla, por lo que se les considera ecológicas.

El combustible es 100% renovable, se puede plantar, es madera a fin de cuentas y por ello es sostenible en el tiempo, con un precio predecible y estable contra los combustibles fósiles.

¿Y cómo funcionan?

Mediante un tornillo sin fin la estufa va depositando los pellets en un quemador o tolva, mediante una resistencia eléctrica de unos 300W (eso puede variar) calienta los pellets hasta que estalla una llama, a partir del encendido la combustión se auto-alimenta, es decir, la resistencia está apagada y los nuevos pellets arden por el calor de los que ya se encuentran ardiendo.

Cabe destacar que nosotros no percibiremos el aire proveniente de la combustión, este se expulsa al exterior mediante una tubería de tiro forzado de aire, el aire frio y sin contaminar de la habitación pasa por las zonas más calientes del interior de la estufa, pero en ningún momento respiraremos (salvo fallo mecánico) aire de combustión.

Además, no producen humo más que en el arranque y apagado.

¡Sin duda una alternativa viable para estas fechas y con una instalación muy sencilla!

Leave a Reply

  Acepto el AVISO LEGAL – POLÍTICA DE PRIVACIDAD – RGPD – COOKIES

Usted va a enviarnos datos para contactar con nosotros. Para cumplir con el RGPD (Reglamento General de Protección de Datos) le dejamos esta información que debe conocer:

  • Responsable: Manin Hostelería SAU
  • Fin del tratamiento: Gestión de comentarios
  • Legitimación: Consentimiento del interesado.
  • Comunicación de los datos: Sus datos se guardarán en Arsys Internet S.L.U., nuestro proveedor de email y hosting, y que también cumple con el RGPD. No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal.
  • Derechos: Acceder, rectificar, suprimir los datos y otros derechos, como se explica en la información adicional.
  • Contacto: informatica@grupomanin.com.
  • Información adicional: AVISO LEGAL – POLÍTICA DE PRIVACIDAD – RGPD – COOKIES.